viernes, 27 de enero de 2012

ARIADNA


IV
ARIADNA


El amor es claro, Teseo,

Simple como la piedra que surca el agua

Liviano como la honda que aquieta el río.

El amor es claro, no lo dudes,

Es transparente como el filo de la espada

Cálido como la roca que yace sobre el aluvión.

Cuando el tiempo se encrespe

Cuando se turbe el hilo de la noche entre tus besos

Piénsalo Teseo,

Amante mío,

Guerrero de la excitación hecha viento

El amor es blanco,

Ligero como las hojuelas del cadalso.

El amor:

La hierba crispada de tu pubis

La oscuridad imposible de tus coyunturas

El velamen inquietante de tus articulaciones.

Piénsalo hijo de Atenas

No le cierres el abrazo a la que te busca y ama

El amor es claro

Translúcido como la almendra que cruza el cielo,

Como la Lucerna que vaga sobre las aguas de su propia oscuridad.
















Follow by Email